•     0 

    21/01/2018 - 07:24  

    De flores comestibles, la receta del día con Victoria

    Tartaleta con crema de lavanda y melocotón

    Imagina esos campos de Lavanda del sur de Francia. Tremendos terrenos de color lila que desprenden un maravilloso olor al atardecer. Pués mientras te comes un pedazo de esta tartaleta cierra los ojos y serás capaz de transportarte.

    Una sencilla receta que pueden hacer aún más sencilla si compras ya preparada la masa quebrada en la zona de refrigerados de tu supermercado.

    No voy a decir marcas, aunque tengo mis preferidas, pero si te aconsejo que no caigas en la tentación de usarla congelada, ahí si que te equivocarás mucho, porque la diferencia entre refrigerada o congelada es abismal en el sabor.

    Sin embargo no noto tanta diferencia entre la refrigerada y la elaborada por nosotros. Te va a encantar el sutil y perfumado olor-sabor de esta crema pastelera de lavanda. 

    INGREDIENTES: 

    Para la pasta o masa quebrada:

    200 gr de harina

    100 gr de mantequilla

    1 huevo

    1 cucharadas de agua

    1 cucharada de azúcar

    Una pizca de sal

    Para la crema de lavanda:

    500 ml. de leche entera

    4 yemas de huevo

    120 gr. de azúcar

    40 gr. de maizena

    2 cucharadas colmadas de flores secas o 2 o 3 ramitas de flores frescas de lavanda

    1 cascara de limón

    PREPARACIÓN:

    Preparamos la masa quebrada

    En un cuenco ponemos la harina con  con la mantequilla fría y mezclamos con los dedos añadimos el resto de ingredientes, el azúcar, el huevo y una pizca de sal.  Continuamos trabajando la masa con los dedos hasta que quede todo homogéneo  y podamos hacer una bola con ella que guardamos en la nevera durante un ratito, mientras hacemos la crema.

    Empezamos la crema aromatizando la leche poniéndola  a hervir,  añadimos las flores de  lavanda un minutito y apartamos dejando infusionar bien hasta que enfríe.

    En una vasija mezclamos el azúcar, las yemas y la maicena y con unas varillas mezclamos bien.

    Vertemos poco a poco la leche sin dejar de remover y ponemos a fuego lento, removiendo  hasta que espese.

    Dejamos enfriar.

    Encendemos el horno a 180º.

    Mientras vamos cortando la fruta, en este caso elegimos  melocotones en almíbar.

    Ahora solo queda extender la masa con un rodillo para forrar nuestro molde y hornear hasta que esté doradito.

    Sacamos el horno, dejamos enfriar antes de desmoldar.

    Rellenamos la tartaleta con la crema ponemos la fruta por encima.

    Decoramos con más flores de lavanda fresca.

    Comentar

Publicidad

Aviso Legal  |  Publicidad  |  Condiciones de uso  |   Copyright 2017 Telde a Diario