•     0 

    18/02/2018 - 07:37  

    De flores comestibles, la receta del día con Victoria

    Pastel de manzana con crujiente

    Con dos manzanas y unos pocos ingredientes de los de andar por casa te preparas en un ratito un pastel de manzana estilo alemán con crujiente por encima que te va a chiflar. La manzana, aunque la ponemos troceada  dentro en capas se integra por arte de magia en la masa aportando humedad y un rico sabor.

    El pastel perfecto para una merienda, el típico que no debe faltar en cualquier mesa de postres.

    Te pido disculpas por las fotos, porque no hacen honor a lo rica que estaba, pero es que lo mío no es la cámara.

    Anímate a hacerla y verás que te va a encantar.

    INGREDIENTES:

    Para la masa:

    175 gr. de harina

    175 gr. de azúcar

    175 gr. de mantequilla

    3 huevos

    5 gr. de levadura tipo Royal

    ralladura de un limón

    2 manzanas 

    2 cucharadas de leche entera

    Para el crujiente:

    115 gr. de harina

    85 gr. de azúcar morena

    85 gr. de mantequilla

    2 cucharaditas de canela en polvo

    ELABORACIÓN:

    Empezamos preparando el crujiente para la superficie, mezclando en un bol la harina con la mantequilla y la canela. Añadimos el azúcar moreno y la mantequilla troceada y mezclamos bien con las manos.

    Hacemos una bola y la metemos en el congelador mientras preparamos el resto. 

    Encendemos el horno a 180ºC.

    Ahora batimos la mantequilla con el azúcar hasta que haya blanqueado ligeramente.

    Le ponemos la ralladura de limón y los huevos de uno en uno, esperando a que se integre antes de añadir el siguiente.

    Mezclamos la harina con la levadura y lo añadimos a la mezcla anterior sin batir demasiado.

    Añadimos las dos cucharadas de leche y removemos.

    Pelamos las manzanas las troceamos en trocitos pequeños, chorreamos con el zumo de limón para que no se pongan obscuras y  reservamos.

    Untamos el molde con mantequilla y vertemos la mitad de la masa que hemos preparado.

    Encima vamos colocando la mitad de las manzanas.

    De nuevo vertemos la otra mitad de la masa y repetimos con las manzanas.

    Por último, sacamos la bola de masa que tenemos en el congelador y con  ayuda de un rallador, lo esparcimos por encima cubriendo todo el pastel .

    Lo introducimos en el horno durante aproximadamente 45 minutos o hasta que al pinchar con un palito, éste salga  limpio.

    Sacamos el pastel del horno y lo dejamos enfriar antes de desmoldarlo y espolvorearlo con azúcar glas.

    Comentar

Publicidad

Aviso Legal  |  Publicidad  |  Condiciones de uso  |   Copyright 2017 Telde a Diario